Skip to main content

La transición hacia la adolescencia es una fase crucial en la vida de los jóvenes, marcada por un rápido desarrollo físico, emocional y cognitivo.

En este periodo, la atención a la nutrición adquiere un papel fundamental para garantizar un crecimiento saludable y, también, un rendimiento académico óptimo.

Entre los nutrientes esenciales, EPA y DHA han captado la atención de investigadores y profesionales de la salud por sus beneficios potenciales sobre la salud cardiovascular, cerebral y visual. De forma más concreta, se ha demostrado su utilidad en el abordaje de trastornos como el déficit de atención en adolescentes (TDAH), trastornos de comportamiento o del sueño, así como en trastornos de ansiedad.

¿Sabes cuál es el mejor tipo de omega-3 para adolescentes? ¡Continúa leyendo este post para resolver todas tus dudas!

¿Qué hace el omega-3 en un adolescente?

El omega-3 no es un simple complemento nutricional, es un aliado realmente valioso en el desarrollo durante todas las etapas de la vida.

Los cerebros humanos modernos acumulan DHA hasta los 18 años, y de forma más acusada desde aproximadamente la mitad de la gestación hasta los dos años. Por ello es muy importante asegurar un aporte óptimo durante los periodos de gestación, lactancia, infancia y adolescencia.1

Sin embargo, es necesario el mantenimiento de sus niveles cerebrales en el estado adulto y, especialmente, en personas de edad avanzada, donde el estrés oxidativo y la neurodegeneración son responsables de la aparición de diversas enfermedades neurodegenerativas.2

El DHA, en particular, constituye un componente estructural esencial de las membranas celulares, suponiendo hasta el 20% de los ácidos grasos que constituyen la corteza cerebral. Este importante componente estructural interviene en la plasticidad sináptica y neurotransmisión, con los beneficios que ello supone en la función cognitiva y consolidación de la memoria. Igualmente, las células de la retina responsables de la visión (conos y bastones) también necesitan mayores niveles de DHA en sus membranas para la transmisión del estímulo visual.3,4

Por su parte, el EPA va a contribuir con el equilibrio de eicosanoides al corregir las proporciones elevadas AA:EPA y omega-6:omega-3, asociadas clásicamente con una situación proinflamatoria y al mayor riesgo cardiovascular, permitiendo así una mejor respuesta del sistema inmunitario frente a la resolución de la inflamación.5-7 Por ejemplo, esto se ve muy bien reflejado en la salud dermatológica, donde unos niveles adecuados de omega-3 pueden prevenir las erupciones cutáneas (acné).8

Sin embargo, y en el contexto específico del trastorno por déficit de atención en adolescentes (TDAH), el EPA ha emergido como un recurso prometedor. Su consumo regular puede tener efectos positivos en la atención selectiva y sostenida, reduciendo así la hiperactividad que a menudo acompaña al TDAH.9 Es más, investigaciones recientes han encontrado ratios AA:EPA elevados en TDAH y autismo.10

Este hallazgo subraya la importancia de fórmulas que aporten EPA en mayor proporción respecto al DHA, como Puro Omega Natural Omega-3 niños, para contrarrestar este tipo de desequilibrios.

¿Qué beneficios tiene el omega-3 para un hijo adolescente?

El impacto positivo del omega-3 se extiende más allá del soporte cerebral y visual o de abordar trastornos específicos.

En las distintas etapas de la adolescencia, estos ácidos grasos desempeñan un papel multifacético. Contribuyen al fortalecimiento del sistema inmunológico, un aspecto esencial para la salud general durante el proceso de crecimiento.11 Además, al mejorar los índices de atención e hiperactividad, proporcionan un impulso cognitivo que puede ser especialmente beneficioso en entornos académicos y sociales.12-14

La adolescencia es un período crítico para el desarrollo de habilidades cognitivas superiores, y la nutrición desempeña un papel clave en este proceso. El aporte de EPA y DHA se alinea perfectamente con estas necesidades, apoyando el crecimiento y la plasticidad neuronal, por lo que hay que dar a estos ácidos grasos la importancia que se merecen.13

Al margen de los posibles beneficios académicos, también contribuyen a un mayor rendimiento deportivo y bienestar general15,16 al promover la recuperación, el alivio del dolor articular asociado al crecimiento óseo y al aumentar la calidad del sueño y el descanso nocturno17-19.

¿Qué producto sería el ideal?  ¿Cuál es la dosis recomendada para adolescentes?

Determinar la dosis exacta de omega-3 para adolescentes puede ser un desafío, ya que varía según las necesidades individuales.

En este sentido, Puro Omega Natural Omega-3 niños destaca como una opción excepcional. Esta formulación única proporciona en una sola dosis (5 ml) los ácidos grasos poliinsaturados Omega-3 EPA (740 mg) y DHA (460 mg), derivados de anchoas y sardinas y en forma de triglicérido natural. La pureza de este suplemento, libre de contaminantes y metales pesados, garantiza la seguridad y eficacia del producto.

El formato líquido de este suplemento no solo facilita su toma y deglución, sino que también mejora la absorción y biodisponibilidad de los nutrientes. Además, al ser 100% purificado y desodorizado deja un aroma natural a limón, eliminando cualquier indicio desagradable de sabor a pescado. Además, puede tomarse mezclado con zumos, batidos o yogures.

Desde Puro Omega recomendamos realizar el kit Omega-3 Index PLUS para conocer las necesidades específicas del adolescente en la elección del suplemento óptimo y la dosis necesaria. Igualmente, la consulta con profesionales de la salud se vuelve esencial para personalizar estas recomendaciones en cuanto a intervenciones dietéticas y estilo de vida.

¿A partir de qué edad se puede empezar a tomar cápsulas de omega-3?

De forma preventiva, Puro Omega recomienda tomar cápsulas de omega-3 a partir de los 12 años para evitar posibles atragantamientos y problemas asociados a la deglución, esto es, a la capacidad para hacer pasar los alimentos desde la boca hacia la faringe y, posteriormente, al esófago. Igualmente, hay que tener en cuenta que ciertas condiciones limitan igualmente la deglución, no solo la edad.

Por ello, los formatos líquidos y sin sabor a pescado son la mejor opción. Sin embargo, imaginemos que la persona (sea niño, adolescente o adulto) está más deficitario en DHA que en EPA. En este caso, necesitará una fórmula como Natural DHA (que aporta más DHA que EPA), pero cuyo formato es en cápsulas de gelatina blanda (más conocidas como “perlas”). En este caso, si la persona presenta problemas de deglución, puede optar por tomar el producto punzando la perla y vertiendo su contenido (el aceite concentrado en omega-3) en un alimento semisólido o líquido, como un yogur, batido o zumo.

¿Para qué está indicado este producto?

Sus indicaciones abarcan desde el fortalecimiento del sistema inmunológico hasta la mejora de los índices de atención e hiperactividad, incluyendo el apoyo al desarrollo cerebral y cognitivo, la memoria y el aprendizaje.

Además de su papel en el abordaje del TDAH, este suplemento es útil en la reducción de fobias, agresividad y comportamiento antisocial.

Asimismo, su impacto positivo se extiende al manejo del estrés, la ansiedad y los trastornos del sueño en adolescentes. Incluso la enuresis (micción involuntaria) en niños ha mostrado mejoras asociadas al consumo de omega-3, subrayando su versatilidad en el respaldo de la salud mental y emocional.20

Conclusión

Invertir en la salud de los adolescentes a través del omega-3, específicamente con productos como Natural Omega-3 niños, es una estrategia integral para un desarrollo saludable y un rendimiento académico óptimo.

Desde el abordaje de trastornos específicos como el TDAH hasta la mejora general de la salud cognitiva y emocional, el omega-3 demuestra ser un aliado indispensable en el viaje hacia la madurez en niños y adolescentes. La atención a la dosis recomendada y la elección de productos confiables y de calidad marcan la diferencia en la efectividad de esta inversión en el futuro de nuestros jóvenes.

Referencias:

  1. Brenna, J. T., & Carlson, S. E. (2014). Journal of human evolution77, 99-106.
  2. Sala-Vila, A., et al. (2021). The American journal of clinical nutrition113(6), 1627-1635.
  3. Evbuomwan, S. A., et al. (2022). World News of Natural Sciences40, 104-119.
  4. EFSA Panel on Dietetic Products, Nutrition, and Allergies (NDA). (2010). EFSA Journal8(3), 1461.
  5. Bazan, N. G., et al. (1993). Canadian journal of physiology and pharmacology71(9), 690-698.
  6. Cole, G. M., et al. (2010). Nutrition reviews68(suppl_2), S102-S111.
  7. DiNicolantonio, J. J., & O’Keefe, J. (2020). Missouri medicine117(6), 539–542.
  8. Landi, J., Pearl, K., & Riskin, S. I. (2023). Cureus Journal of Medical Science.
  9. Chang, JP. et al. (2019). Transl Psychiatry; 9(1):303.
  10. Parletta, N., et al. (2016). PLoS One; 11(5):e0156432.
  11. Gutiérrez, S., Svahn, S. L., & Johansson, M. E. (2019). International journal of molecular sciences20(20), 5028.
  12. Simonetto, M., et al. (2019). Nutrients11(10), 2279.
  13. DiNicolantonio, J. J., & O’Keefe, J. H. (2020). Nutrients12(8), 2333.
  14. Grosso, G., et al. (2014). Oxidative medicine and cellular longevity2014.
  15. Grosso, G., et al. (2014). Oxidative medicine and cellular longevity2014.
  16. Hong, B. S., et al. (2021). Physical Activity and Nutrition25(4), 38.
  17. Patan, MJ., et al. (2021). Nutrients; 13(1):248.
  18. Abboud, M. (2022). Nutrients;14(5):1076.
  19. Sublette, M. E., et al. (2011). The Journal of clinical psychiatry72(12), 1577–1584.
  20. Fauzy, N. K. M., et al. (2023). Malaysian Journal of Medicine & Health Sciences19(6).
Alicia Uceda

Regulatory & QA/QC Manager. Miembro del equipo de asesores científicos en BEPS BIOPHARM. Graduada en Bioquímica con mención en Biotecnología, con Máster en Calidad, Higiene y Seguridad Alimentaria.

2 Comments

  • Elva Meza abadia dice:

    Me podrían orientar, qué tipo de omega puede tomar mi nieto de 17 años para la concentración en sus clases y más que nada para su cerebro, no se le queda lo que estudia

    • Alicia Uceda dice:

      Hola Elva,
      Para su edad se presupone que no tendrá problemas para ingerir las perlas. En ese caso, y siguiendo los principales estudios clínicos para déficit de atención, el producto ideal sería Natural EPA (2 perlas al día).

      Saludos,
      Equipo Beps Biopharm

Deja tu comentario

Puro Omega se compromete con la transparencia en el etiquetado, declarando en las etiquetas de los productos las cantidades reales de ácidos grasos, y con la calidad, ofreciendo fórmulas que garantizan la salud y seguridad del consumidor final

Esto se cerrará en 0 segundos

La monografía GOED se centra en la calidad oxidativa, los contaminantes ambientales y la medida de los niveles de EPA y DHA en los aceites. Nuestros proveedores de aceite de pescado son miembros de GOED y siguen, por tanto, las normas de referencia de calidad más estrictas en la industria de los ácidos grasos Omega-3 mundial, lo que contribuye a garantizar que los consumidores tengan acceso a productos seguros de alta calidad.

Esto se cerrará en 0 segundos

La potencia se refiere a las cantidades de ingredientes activos que coinciden con sus valores en la etiqueta, como los niveles de EPA y DHA u otros.

Esto se cerrará en 0 segundos

La pureza recoge los niveles prácticamente indetectables de toxinas ambientales o metales pesados.

Esto se cerrará en 0 segundos

La frescura hace referencia a los valores de oxidación del aceite, de los que dependen la eficacia biológica de los ingredientes activos y el sabor. Uno de los parámetros criticos es el valor de oxidación total o TOTOX. En nuestros productos líquidos este valor se corresponde directamente con el del aceite, mientras que en los productos encapsulados se mide tanto en el aceite, como en la perla. Con este sistema, queremos asegurar la calidad y seguridad del producto al consumidor final.

Esto se cerrará en 0 segundos

Todos los lotes se someten a un análisis microbiológico para garantizar la seguridad de los productos a través de la ausencia de microorganismos como mohos, levaduras o bacterias aerobias y anaerobias.

Esto se cerrará en 0 segundos

Estas dos especies no están en peligro de extinción y cuentan con el certificado de sostenibilidad FOS. Además, como tienen mayor contenido de DHA y EPA (en relación al tamaño) se contribuye con la minimización de las fuentes naturales.

Esto se cerrará en 0 segundos

Todos nuestros productos están formulados sin Trigo, gluten, maíz, levadura, lácteos, marisco, cacahuetes, frutos secos, huevo, ingredientes derivados de organismos modificados genéticamente (OMG), colorantes artificiales, edulcorantes y conservantes artificiales.

Esto se cerrará en 0 segundos

La formulación de nuestros productos cumple con las necesidades reales de las personas proporcionando dosis efectivas con un mínimo de perlas. Comer pescado o tomar suplementos no garantiza que el nivel de ácidos grasos omega-3 EPA y DHA se encuentre en el intervalo deseable: debe medirse. Recomendamos realizar pruebas Omega 3 Index para controlar y monitorizar sus niveles y disponer de la información adecuada para personalizar la ingesta.

Esto se cerrará en 0 segundos

La Cologne List® es una iniciativa del mundo del deporte y lista complementos alimenticios (CA) y alimentos de nutrición deportiva con riesgo mínimo de dopaje. Ofrece protección a los atletas y les orienta en un mercado poco transparente con miles de productos no controlados.

Esto se cerrará en 0 segundos

Friend of the Sea se ha convertido en el principal estándar de certificación para productos y servicios que respeta y protege el medio ambiente marino. La certificación otorga prácticas sostenibles en pesca, acuicultura, harina de pescado y aceite de pescado Omega 3. Es el único programa de certificación de pesca sostenible reconocido y supervisado a nivel mundial por un Organismo Nacional de Acreditación.

Esto se cerrará en 0 segundos